Metáfora del Jardín

Hola amig@s!!

Hoy os invito a reflexionar sobre lo que realmente importa.

Cada uno de nosotros damos importancia a ámbitos diferentes, en función de nuestra historia de vida, de nuestras experiencias y aprendizajes. Así pues, nadie puede decidir por nosotros qué es importante en nuestra vida, cual es nuestra jerarquía de valores y donde debemos poner nuestro esfuerzo.

A veces se nos presentan obstáculos y olvidamos qué es lo que queremos realmente. Nos focalizamos en «ser felices», y para ello nos centramos en  eliminar nuestros miedos, obsesiones, preocupaciones,… sin darnos cuenta de que así, dejamos de plantearnos qué queremos y cómo actuar para ir en la dirección de lo que realmente nos importa.

Kelly G. Wilson y M. Carmen Luciano Soriano plantean la metáfora del jardín para tratar de ponernos en contacto con lo que realmente importa en nuestra vida.

Supón que eres un jardinero que amas tu jardín, que te gusta cuidar de tus plantas, y que nadie más que tú tiene responsabilidad sobre el cuidado de tus plantas.

Supón que las plantas son como las cosas que quieres en tu vida, y piensa: ¿cuáles son las plantas de tu jardín? ¿cómo ves las plantas como jardinero? ¿tienen flores, huelen bien, están frondosas? ¿Estás cuidando las plantas que más quieres, como querrías cuidarlas?…

Claro que no siempre dan las flores en el lugar que quieres, en el momento que lo deseas; a veces se marchitan a pesar del cuidado; la cuestión es cómo ves que las estás cuidando, ¿qué se interpone en tu camino con las plantas, en tu quehacer para con ellas? Quizás estés gastando tu vida en una planta del jardín. En los jardines crecen malas hierbas. Imagina un jardinero que las corta tan pronto las ve, pero las malas hierbas vuelven a aparecer y nuevamente el jardinero se afana en cortarlas y así abandona el cuidado del jardín para ocuparse de ese problema. No obstante, las malas hierbas, a veces, favorecen el crecimiento de otras plantas, bien porque dan espacio para que otras crezcan, bien porque hacen surcos. Puede que esa planta tenga algún valor para que las otras crezcan. A veces las plantas tienen partes que no gustan pero que sirven, como ocurre con el rosal que para dar rosas ha de tener espinas.

Cualquier jardinero sabe que el crecimiento de sus plantas no depende de su estado de ánimo, sino que cada planta requiere un cuidado sistemático y apropiado y a pesar de ello, nadie puede garantizar el resultado completo con cada planta,… Quizá al jardinero le gustase que el cuidado de una planta diese a la luz una planta con un número de flores blancas de un tamaño preciso, en un tiempo concreto. Pero el jardinero sabe muy bien que la planta puede ofrecer otras flores distintas, en menor número y desprendiendo un olor menos agradable que el deseado, o quizá más. No es algo que el jardinero pueda controlar. La cuestión es si a pesar de ello valora el cuidado de esas plantas. A veces puede impacientarse si la planta tarda en crecer o lo que crece inicialmente no le gusta. Si el jardinero arrancara de cuajo lo plantado y pone otra semilla, nunca verá crecer la planta, y su vida girará sólo en poner semillas sin llegar a vivir cada momento del crecimiento. Otra opción es seguir cuidando las plantas, con lo que ofrezcan en cada momento.

Espero que os haya gustado!!!

Eva Massot

Psicóloga colaboradora del Centro de Terapia Breve de Rafael Santandreu

6 comentarios en “Metáfora del Jardín

  1. Olga

    Que buena reflexión…… como todo lo que dices, cada día me riego con tus palabras mi mente y es la mejor manera para recoger lo que sembramos ….,..
    Te admiro, gracias por haberme dado la oportunidad de conocerte en persona, ya hablamos en su momento……. gracias 🙏🏻

    Reply
  2. María José

    Ya se sabe que todo es perfecto, sería la ostia centrar el párrafo, igual en blog es apasionante hacerlo. Felicidades por el texto. Muy bueno

    Reply
  3. David

    Yo fui jardinero y sé perfectamente de lo que habláis. Por otro lado la definición de mala hierba es muy ambigua , pues puede darse el caso de que en un campo de zanahorias aparezca una patada del año anterior sin recolectar y brote entre es por ello que pensemos que es una mala hierba??

    Reply
    1. Rafael SantandreuRafael Santandreu Post author

      Hola David, interesante consideración esta que comentas del valor relativo que puede tener una «mala hierba». Gracias por este planteamiento que nos ayuda a tener una visión más panorámica de este tema. Saludos.

      Reply

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

5 × 1 =

Las siguientes reglas del RGPD deben leerse y aceptarse:
Este formulario recopila tu nombre, correo electrónico y e contenido para que podamos realizar un seguimiento de los comentarios dejados en la web. Para más información revisa nuestra política de privacidad, donde encontrarás más información sobre dónde, cómo y por qué almacenamos tus datos.

  • Libros recomendados

  • Artículos publicados por mes