La exigencia de aprovechar el tiempo

¡Hola, amig@s!
Hoy os dejamos un texto sobre la exigencia de aprovechar el tiempo. Espero que os resulte útil.¡Un abrazo!

Una de las exigencias más predominantes en nuestra sociedad actual es la de ser productivo.

En numerosas ocasiones llevamos esta creencia al extremo: debemos ser muy productivos en el trabajo y obtener los mejores resultados posibles. Pero no sólo se manifiesta ahí, sino que observamos cómo esa necesidad también se extiende a otros campos de nuestra vida personal, incluso en el ocio.
Las redes sociales, en la línea de compartir con los otros nuestra vida, nuestros momentos bonitos o especiales, juega a menudo un papel importante en esta idea: al ofrecer a los demás un escaparate de momentos positivos y divertidos, los usuarios que las visitan pueden percibir erróneamente que  los demás son más felices, se divierten más y hacen más cosas interesantes que uno mismo. Eso puede aumentar la necesidad (o “necesititis”) de que nuestro tiempo de ocio también esté lleno de actividades atractivas  que puedan ser compartidas.

La realidad es que se trata de un escaparate de buenos momentos a los que se añaden filtros bonitos e incluso banda sonora, pero sólo son una parte pequeña de la vida de los demás, no reflejan la realidad completa.

Por otro lado, nuestro tan preciado tiempo de ocio debería ser un espacio libre para escoger qué queremos hacer, qué actividades nos satisfacen de manera individual.

No hay una única manera válida de disfrutar de la vida: es tan correcto disfrutar haciendo múltiples actividades fuera de casa y socializando con muchas personas, como quedarse en casa leyendo un buen libro, escuchando música, viendo películas o haciendo una maratón de series; y es tan válido aprovechar el tiempo al máximo para estudiar, aprende cosas nuevas y arreglar asuntos pendientes, como  descansar o no hacer nada en absoluto; quedar con  mucha gente, como quedarse disfrutando de la soledad.

Si nos sirve para desconectar y cargar pilas, si nos satisface, es suficiente.  No es perder el tiempo, no es tirar a la basura el fin de semana, no debes sentirte culpable al respecto. Tenemos derecho a disfrutar del tiempo libre como más nos plazca y nos haga felices, ¡no lo convirtamos en una obligación más!

Helena Pérez Fuster
Psicóloga colaboradora del Centro de Terapia Breve

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Las siguientes reglas del RGPD deben leerse y aceptarse:
Este formulario recopila tu nombre, correo electrónico y e contenido para que podamos realizar un seguimiento de los comentarios dejados en la web. Para más información revisa nuestra política de privacidad, donde encontrarás más información sobre dónde, cómo y por qué almacenamos tus datos.

  • Libros recomendados

  • Artículos publicados por mes